Consejos para que tu mirringo no se suba | Efecto Mirringo Panamá

Utilizamos cookies propias y de terceros para mejorar tu experiencia, intereses y nuestros servicios. Si continúas navegando consideramos que aceptas su uso. Puedes obtener más información en nuestra Política de cookies.Términos y condiciones

Aceptar

Educar a tu gato

Consejos para que tu mirringo no se suba donde tú no quieres

Los gatos son animales curiosos, ágiles y tienen un instinto de trepar por todo tipo de superficies; ellos parecen no seguir las órdenes que se implementan en el hogar, pero debemos tener en cuenta la educación que se les va a brindar, entendiendo su comportamiento sin entrar en la prohibición de las cosas. Cuando tu gato esté preparado, proporciónale una nueva alternativa que ayude a la solución de necesidades y a mejorar su comportamiento.

Exigirles u obligarlos a seguir las normas será un trabajo complejo y más si es en espacios como en la cocina o en la mesa, pero deberás tener paciencia y educarlo; recuerda llevar siempre la buena higiene.No hay nada mejor que tener una buena relación con tu gato, a parte de las caricias y del amor que le ofreces, observa y analiza sus pasos, trata de entender la forma en la que se comporta.

Sigue estos consejos para educar a tu gato, si quieres que no se suba a todas partes:

Si aún no sabes por qué tu gato hace lo que hace, deberás identificar la razón. Mirringo te enseña algunos consejos para que determines cuales son aquellas que en tu caso te puedan ayudar y mejorar la educación del felino.

1. Alimentación

Si realmente crees que es un problema que tu mirringo se suba a la mesa o a las encimeras de la cocina, no deberías juzgar su conducta, tal vez, está buscando un poco de alimento. Esta causa puede darse porque no le estás prestando atención en sus preferencias alimenticias o a lo mejor las dosis y horarios de alimentación no están siendo oportunos.

Es importante tener en cuenta que los gatos son animales muy curiosos y con su habilidad puede estar encontrando restos de comida en estos espacios. Asegúrate de no dejar restos de comida, limpia muy bien cada espacio y tapa los alimentos que dejas a la vista. La idea es que, si el gato se sube para ver lo que hay en la mesa, no vea nada que le llame la atención y asegurar así que no vuelva a hacerlo.

Enseñarle al gato a no subirse a todas partes

Evitar que mi gato se suba a todas partes

2. Hidratación

Los gatos suelen beber agua del grifo, esto es normal porque a muchos de ellos les gusta sentir el agua fresca y estar completamente hidratados. Si no quieres que tu gato constantemente se esté subiendo a alguno de los grifos del baño, cocina o lavadero, entonces asegúrate que le estés proporcionando la hidratación suficiente y la que requiere. Cambia su agua a menudo y fíjate siempre que esta permanezca limpia y déjale agua en varios lugares del hogar y bríndale comodidad. También deberás cerrar la llave de los grifos, en caso de que esta no funcione haz los arreglos necesarios en caso de fugas.

3. Vista

Hay ocasiones donde el felino quiere explorar más de la cuenta. Al subirse a un lugar alto, tienen la posibilidad de tener una mejor vista de todo lo que ocurre a su alrededor, ellos necesitan de un lugar seguro ante alguna amenaza. Desde la altura tienen mayor tiempo de reacción frente a posibles peligros. Si quieres evitar que en uno de estos casos tu gato se haga daño, deberás buscar una alternativa nueva; puedes ponerle una silla alta o conseguirle un árbol rascador; si ves que sigue en el lugar donde tu no quieres que esté, llévalo al nuevo espacio y prémialo allí.

Enséñale al gato a no subirse a la mesa

No quiero que mi gato se suba

4. Compañía

Nuestros mirringos son animales muy independientes, de eso estamos seguros, pero esto no quiere decir que no necesitan de compañía, al contrario, a ellos les gusta sentirte cerca, disfrutan de un momento agradable contigo, les encanta estar en donde tú estés, esperando un mimo, una caricia o simplemente durmiendo cerca de ti. Préstale la atención necesaria si lo ves un poco inquieto, bájalo de los lugares altos y luego ofrécele amor y llévalo donde sí puede estar.

Cuando veas que está en estos espacios, aplaude, dile en tono enfático pero calmado “no” y retíralo de aquellos lugares y llévalo donde deba estar; repite esto cuantas veces sea necesario y verás que tu gato en cuestión de días aprenderá, llevando una vida más feliz y saludable.

Como recomendación, lo mejor es no regañarlo si lo encuentras en estos lugares, mejor ofrécele una alternativa para que no lo confundas o  se sienta estresado.